25 Oct 2021

Ve resistencia a través del periodismo

Paulina Torres y José Eduardo Holguín

También señaló que en México existen 68 grupos étnicos y 16 están en Oaxaca, donde sólo cinco conviven entre ellos. Por otro lado, las mujeres zapotecas, agregó, viven en una comunidad machista en la que se encuentran en desventaja al no tener voto ni justicia.

Ciclo 3

Roselia Chaca se convirtió periodista con la misión de narrar las historias de despojo y de éxito de algunas comunidades indígenas, aseguró en la tercera conferencia del 8vo Ciclo de Periodismo, organizado por la Asociación de Periodismo. 

El conocer la realidad de las mujeres zapotecas, emancipadas y fuertes pero subyugadas, la motivó a contar sus historias.

La periodista, colaboradora de El Universal, Animal Político y Milenio, asegura que a las mujeres se les sigue apreciando como algo folclórico, por lo que nace la intención de cambiar y enseñar al resto del país todo lo que son capaces de hacer. 

“Muchas mujeres están tratando de hacer la lucha por la defensa del territorio por medio del activismo, la ciencia y el periodismo, y tienen la responsabilidad de mostrar eso. Padecen de racismo y se les ve con lástima, aunque la lucha está empezando a dar frutos, falta mucho por trabajar”, aseguró.

Sobre la problemática en la perspectiva de género en la cobertura noticiosa, la ponente aseguró que el escaso número de periodistas mujeres es un factor determinante y puso el ejemplo de lo que ocurre en Oaxaca.

“Existen 100 periodistas en Oaxaca, de los cuales solo diez son mujeres. Existen diferentes formas de tratar el tema pero los hombres no están sensibilizados o no les importa. En medios internacionales depende de la agenda pero normalmente se hacen a un lado para evitar controversias. Las mujeres tienen una carga mucho más grande al hacer la lucha”.

También señaló que en México existen 68 grupos étnicos y 16 están en Oaxaca, donde sólo cinco conviven entre ellos. Por otro lado, las mujeres zapotecas, agregó, viven en una comunidad machista en la que se encuentran en desventaja al no tener voto ni justicia. 

“Se han creado espacios en conjunto para hacer más fácil el caminar de las mujeres indígenas, no es posible que haya comunidades en las que las mujeres no pueden votar ni ser votadas”, concluyó.

Ciclo 3

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo último: