13 Nov 2020

¿Con el sueño de casarse o de emprender?

Nathalia Ríos y Marian Mathán

¿Alguna vez has soñado con tu vestido de novia, con cómo te verías vestida de blanco o cuál sería tu vestido perfecto?

Esta es la historia de Lizzeth Martínez Guajardo, la niña que soñó con el vestido ideal y supo que se convertiría en una Licenciada en Diseño Textil y de Modas. 

Todo emprendimiento nace de una necesidad. Lizzeth Martinez Bridal, nació de la necesidad de encontrar vestidos de novias estilo español en Monterrey, pues debido a la pandemia, su estilo disimulado y elegante es de gran utilidad al momento de pasar las bodas de ostentosas a sencillas, siguiendo así su objetivo de cumplir el sueño de la novia con el vestido de sus sueños.

“El mundo de la novia es más complicado de lo que la gente piensa, porque solo piensan que es blanco, pero existen muchas variaciones está el champagne, ivory, rosado, beige y luego están las texturas como el encaje plano, encaje 3D, etc.”

Lizzet Martínez

Siendo la resiliencia una de las actitudes primordiales de un emprendedor, Liz la presenta a través de la escasez de materia prima en Monterrey, pues debido a la pandemia las fábricas textiles han dejado de producir a gran magnitud; dejándole como alternativa y solución la búsqueda de nuevos proveedores de estados como Guadalajara o Ciudad de México.  

Dentro de su carrera, ella adquirió muchas herramientas que actualmente le permiten desarrollar su negocio, principalmente de las materias de alta costura y taller de confección, no obstante, explicó que hay conocimientos que se aprenden por el camino que uno va tomando, en su caso, experiencia en negocios, registro de marca, posicionamiento, finanzas, entre otras.

Le pedimos a la diseñadora que se describiera en tres palabras que la impulsaron a emprender, a lo que ella comentó que el ser persistente y decidida la ha llevado a cumplir un mes de haber iniciado su negocio con seis ventas realizadas y muchos pedidos en puerta para los próximos meses.

Existen muchos emprendedores que comienzan su negocio con el fin de ganar dinero y otros por el afán de triunfar cumpliendo sus sueños, siendo este el caso de Lizzy, quien para llevarlo a cabo comenzó por reacomodar su casa, invertir en telas y materiales, y crear su marca Lizzeth Martinez Bridal.

“Empezar en casa es una buena manera de empezar, la gente entiende que vas iniciando y aceptan eso” – Lizzet Martínez

En una etapa en la que es complicado convivir físicamente con amigos y familiares, las redes sociales son de gran ayuda, pues son la única forma de en la que nuevo proyectos emprendedores como éste, se dan a conocer al mercado.

Lizzet ha encontrado muchas fortalezas en las redes, principalmente en Facebook, siendo una de ellas que al publicar sus vestidos en grupos de mujeres y de estudiantes de la UDEM, sus cuentas suben de seguidores y tiene mayor oportunidad de ser encontrada y dar con su público meta.

Por otro lado, Instagram le ha funcionado para hacer colaboraciones, llenarse de inspiración a través de cuentas de bodas y vestidos de novia y conocer a su competencia.

“Ser emprendedora es comprender que para todos hay”

Para un emprendedor, la motivación es un elemento esencial y para esta joven, nace de la confianza que recibe de sus clientes al poner en sus manos el día más importante de su vida.

De un sueño que se ve en películas, Lizzeth lo hizo realidad al emprender su propia marca Lizzeth Martinez Bridal, un negocio de vestidos de novia cien por ciento mexicana, dedicada a crear una ilusión desde el día uno en la confección del vestido perfecto. 

“Lo que ofrezco es un diseño exclusivo y único, que desde el principio es hacerlas sentir parte del proceso del desarrollo de su vestido y esto de da el valor añadido” 

Conoce más sobre el espíritu emprendedor de Lizeth Martínez y escucha el consejo que tiene para todos los que quieren emprender.

Te invitamos a que visites nuestras entradas anteriores para conocer sobre el emprendimiento de BM Postrería y Draw.me Mty

 

Los comentarios están cerrados.